lunes, 22 de junio de 2009

Amor: soledades hectasilábicas

Me duelen TUS horas.

Me duelen TUS sombras,

TUS manos, TUS dedos,
TUS pupilas

en mi memoria
que me dicen desde el recuerdo
que para mí no habrá besos,
caricias,
sueños...

miércoles, 17 de junio de 2009

EN CRISIS

...

Ni un pu(n)to siquiera.

FREAK, ODD, WHAT ELSE?

Los pájaros cantan a las nueve y media
en la noche que cae.

Un cielo violeta
me saluda.

La calma reina en mis venas
aunque mañana necesite mis caramelos
de paz dormida.

La lluvia cae
y me calma esta soledad retenida.

Ya sólo me falta enamorarme.
O que alguien lo consiga.

miércoles, 10 de junio de 2009

PARQUE DE ATRACIONES; por Enrique Villagrasa

POESÍA ESPAÑOLA
Parque de atracciones

Antología. Edición de Octavio Gómez Milián. L. del imperdible. Zaragoza, 2008. 88pp.

Tras la lectura de la antología poética “Parque de atracciones” uno recuerda aquello de Borges, que otros se jacten de las páginas que han escrito a mí me enorgullecen las que he leído. Y llego a la conclusión de que estas jóvenes poetas o poetisas, lo importante es que escriban bien y no cómo las nombremos, son buenas y no son tres: son siete notables escritoras donde las haya, lideradas por Ana Muñoz (Cuenca, 1987), quien me ha sorprendido aún más si cabe, a la par que Ana Gijón (Granada, 1979); Analía Basualdo (Buenos Aires, 1984); Clara Santafé (Zaragoza, 1985); Laura Tajada (Zaragoza, 1983); Nerea Ferrez (Logroño, 1988); y Rut Sanz (Valladolid, 1985). Bien es cierto que en los poemas que nos presentan no rige ninguna preceptiva impositiva y, de esto estoy convencido, la poesía puede hacer lo que le plazca. También es cierto que la poesía de este siglo la dictan y dictarán las mujeres y que la patria del poema será la lengua. Además, en esta antología también queda patente la voracidad lectora de las autoras y su estar en pleno proceso de maduración y crecimiento.
Se puede ver la gramática de sus respectivas vidas: así, son originales, innovadoras, reflexivas y vitales, y suscitan entusiasmo por doquier. Estos poemas irrumpen con fuerza en los sueños benditos de los bellos durmientes: léase algunos poetas premiados. Hay amor en escritura plural y trasgresión literaria como acto creativo. Y asimismo se ve la gran facilidad para pasar de lo lírico a lo narrativo y de lo alegórico a lo directo. También pasan de lo social a lo lúdico y de lo provocador a lo reflexivo, con toda la tranquilidad de la pasión. Son siete mujeres que necesitan escribir para vivir. Y esto es bueno.

ENRIQUE VILLAGRASA

jueves, 4 de junio de 2009

AbiertA, mediA y sonorA

Anudada el alma, desnudo el poeta,
suspiros aguardan en su boca de fresa,
nostalgias dormidas, calles desiertas,
estalla la aurora sobre las macetas,
muertas las flores plantaste las manos,
que crecieran tus dedos en ramas y, de un salto,
sobre el balcón, de puntillas,
hacerles cosquillas a las estrellas.

Caíste en sombras, rezongaban los muertos,
perdida en aceras lamiste el cemento,
sangre en la ciudad, de violeta tintada,
los versos bastardo lloran desgracias.
La niña ha muerto,
-viva el poeta-
su fantasma pena y calla,
muda el rostro en húmedos recerdos,
el aliento enmudecido,
un canto resuena, un grito oscuro
que desgarra,
sin voz ni musas vaga danzante,
la llama se apaga, las alas ceniza,
ya no es sino
un
diminuto
soplo
que el viento ..................................................... se lleva.